Productos de segunda mano que no debes comprar

Los mercados de segunda mano se han convertido en una buena opción para muchas personas, que buscan ventajas en el precio renunciando a tener un producto nuevo, desde móviles hasta coches, libros de texto o incluso ropa.

Las páginas web de anuncios clasificados se han multiplicado y los usuarios que compran y venden cada vez más. Además, el auge de los dispositivos móviles y el desarrollo de aplicaciones están haciendo que el mercado se acelere y aumente en usuarios, ventas y productos disponibles.

Pero que este mercado haya crecido en los últimos años no significa que todo valga para ser comprado de segunda mano. Existen productos que no es recomendable adquirirlos.

Productos de segunda mano que no debes comprar

Calzado.

Cada zapato se adapta al pie de quien lo ha llevado y a su forma de caminar. Utilizar el calzado que ha llevado antes otra persona puede ser perjudicial para los propios pies. Además el asunto de la higiene resulta otro punto clave. Por esto no es aconsejable comprar calzado de segunda mano.

Neumáticos.

Es un componente principal del coche y del que depende la seguridad. El precio es el principal atractivo de esta posible compra, pero hay que valorar la vida útil del neumático y la seguridad que aportará. Se asumen riesgos que no compensan el ahorro, ya que se desconoce la procedencia de ese neumático ya usado. En estos casos puedes buscar el ahorro en segundas marcas en vez de acudir al mercado de segunda mano.

Productos de segunda mano que no debes comprar
Vota este artículo
¿Quieres ofertas exclusivas?
Suscríbete y recibe gratis 70 trucos para ahorrar en el día a día

Y los mejores descuentos para comprar barato

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *